Mechas rosas 2019

Aquella mujer que esté buscando una manera de cambiar de estilo personal puede basarse en las últimas tendencias en cuanto a cabello se refiere: podrá decantarse entre un sinfín de peinados diferentes que pueden marcar la diferencia. Y es que las mechas rosas han sido toda una tendencia en los años anteriores, y lo cierto es que lo siguen siendo a día de hoy.

Si estás pensando en hacerte mechas rosas, lo primero que debes saber es que existen muchos tipos de mechas 2019 con todo tipo de texturas. Estas son las más demandadas en los centros estéticos.

Seguro que en más de una ocasión has visto a una famosa que ha innovado con estas curiosas mechas… pero debes saber que detrás de ellas se esconde un elaborado proceso, un cuidado extremo y un largo mantenimiento. Quedan muy bien con diferentes tipos de mechas, como las clásicas mechas californianas. Se pueden hacer en diferentes tonos de rosa, para que nos decantemos por el que más nos guste.

Estilos de mechas rosas

Hay muchas formas de hacerse mechas rosas; podemos partir desde las clásicas mechas californianas, hasta aquellas que se hacen completas, con una marcada tonalidad rosa. Añadir mechas rosas en nuestro look nos hará parecer más jóvenes y frescas, y se adaptan a todo tipo de cabello.

Los estilistas las recomiendan para destacar el pelo castaño y el rubio, sin importar si nuestra piel es morena o blanca. Quedan igual de bien que las mechas blancas (otra opción que también deberíamos barajar).

¿Cómo conseguir un look con mechas rosas?

En este apartado te vamos a ofrecer 3 alternativas para que puedas hacerte unas buenas mechas rosas sin complicaciones:

1)      Opción (clásica)

Para hacer las mechas de esta manera tan solo te hará falta tener una plancha de pelo, pinzas, agua, un secador y una tiza de color rosa.

La tiza es la mejor manera de probar si te va a gustar el color en el que te va a quedar el pelo, para que no sea semipermanente como los métodos que veremos después.

Sigue estos pasos para dar forma al look:

  • Separa el pelo en varios mechones.
  • Humedécelos un poco.
  • Aplica la tiza de manera descendente en cada mechón de manera individual.
  • Usa el secador en el pelo para quitar la humedad.
  • Ahora plancha el pelo para conseguir que el color quede sellado.

Una vez que hayas conseguido el estilo deseado debes saber que la duración del efecto no va a ser muy extensa; de hecho, tan solo se debería usar para una ocasión especial, para deslumbrar. Cuando termines, tan solo tendrás que quitar la tiza lavando el cabello (puedes usar champú + acondicionador para ello).

2)      Decolora el pelo por tu cuenta

Este segundo método es un poco más delicado, ya que si no te gustan los resultados tendrás que esperarte hasta 15 días para teñir el pelo de nuevo. Este método requiere que decolores el pelo por ti misma.

Te hace falta un buen decolorante para el pelo, peróxido de hidrógeno (agua oxigenada), gorro para mechas, champú, envase para hacer la mezcla del tinte, brocha para aplicarlo, peine, aguja de tejer, tinte rosa y secador de pelo. Una vez tengas todo, sigue este procedimiento:

  • Empieza peinando el pelo para acabar con cualquier enredo y coloca el gorro para mechas.
  • Aplica agua oxigenada con polvo decolorante. En el caso de que tu pelo sea oscuro, deberías usar agua oxigenada número 40. Si fuera claro, podrás hacerlo con peróxido de 30.
  • Usa una aguja de tejer para sacar el pelo a través de las hendiduras del gorro, con la densidad que prefieras.
  • Cuando tengas los mechones sacados, aplica el decolorante con la brocha para tinte.
  • Espera el tiempo que se indique en el empaque del polvo decolorante y enjuaga el cabello con abundante agua sin retirar el gorro.
  • Cuando ya no quede rastro del producto, aplica calor usando el secador para eliminar la humedad.
  • Sigue las indicaciones de la caja para preparar el tinte rosa.
  • Aplica el tinte y respeta siempre el tiempo que la marca indica.
  • Cuando haya pasado el tiempo estipulado, lava el pelo con champú y quita el gorro.
  • Ahora lava completamente el pelo con champú y aplica acondicionador.

Y así de fácil, podrás lucir unas mechas rosas increíbles.

3)      Confía en un experto

Realmente esta es la mejor opción, ya que estarás completamente seguro de que va a salir bien. Puede ser que te cueste un poco más que las otras opciones, pero te evitarás cualquier dolor de cabeza. Un peluquero profesional tendrá loas conocimientos adecuados para dar forma a las mechas sin llegar a causar ningún daño en el pelo, además de aconsejarte sobre el tono que te puede quedar mejor, según tu tono de piel.

Pero aquí no acaban las ventajas, si no que también te hará una hidratación en el momento en el que haya terminado el proceso, restaurando así la cutícula del cabello y evitando que se produzcan daños a largo plazo.

¿Cómo mantener las mechas rosas?

Un buen consejo para mantener en buen estado las mechas rosas y no llevarnos ningún tipo de sorpresa desagradable es apostar por un champú natural, que no tenga ningún tipo de químico que pueda causar perjuicios. Usa la cantidad adecuada de acondicionador, que es lo que realmente te hace falta para poder hidratar el pelo.

Por otra parte, también puedes probar a aplicar un poco de aceite de coco una vez cada 7 días y dejar que actúe en las puntas durante unos 10 minutos. Ten cuidado con no dejar ningún resto -> aclara con la suficiente cantidad de agua.

Otro truco de mantenimiento, que no siempre respetamos, es no lavar el pelo todos los días. Si lo haces, lo único que conseguirás es que el color caiga más rápido, y que te toque retocarlo de manera continuada. Intenta secar y planchar el cabello, ya que esto hará que permanezca limpio más tiempo, y así no tendrás que lavarlo con tanta frecuencia.

Cepilla tu pelo a diario: esto funciona porque sirve para estimular la cutícula, ayudándola a que se regenere más rápido, a que crezca el pelo.

En el caso de que tengas un pelo muy graso, siempre puedes utilizar champú al seco (que viene en spray y que contribuye a reducir la cantidad de grasa en cierta medida).

Pero debes tener muy presente que la aplicación de estos tintes podría dañar gravemente tu pelo, haciendo que presente una textura reseca y sin vida. Esto ocurre porque las mechas, para que se mantengan, deben de retocarse cada cierto tiempo, y esto podría llegar a causar daños irreversibles en el pelo si nos excedemos con los químicos. Te recomendamos seguir estos consejos y darle un respiro a tu cabello siempre que sea necesario.

Lucir unas mechas rosas no es algo exento de sacrificios, pero te aseguramos que valdrán la pena. Es un cambio de imagen que te va a sentar muy bien, te ayudará a estar a la moda y a ser el centro de atención.

Si quieres probar con otras ideas, también puedes ver:

Mechas Blancas

Mechas Balayage

Mechas Babylights

Mechas Tiger Eye (Ojo de tigre)